Archivo

Entradas Etiquetadas ‘trigo’

Nuevo salto en el cultivo de trigo

sábado, 3 de junio de 2017 Comments off

Rinde, calidad y adaptación a distintos ambientes. Eso que se le demanda al trigo, Nidera Semillas lo propone en su Baguette 750. “Esta variedad tiene muy buena respuesta a roya y por tratarse de un trigo grado II tiene un peso hectolítrico que lo diferencia de sus competidores”, dice Matías Cardascia, gerente de Desarrollo de Productos de Nidera Semillas. El especialista analiza que en la campaña pasada los niveles de rendimiento fueron muy altos, pero se produjo una gran dilución de proteínas. “Por eso, el equilibrio entre rendimiento y calidad es uno de los aspectos más buscados y hacía ahí apuntamos con este material”, explica.

Desde Nidera Semillas sostienen que el Baguette 750 es un trigo que permite levantar los pisos de rendimiento sin resignar potencial. “Es una variedad con excelente comportamiento en la región Sur y una ventana de siembra que va desde fines de mayo a inicios de julio. En la región oeste y norte de Buenos Aires la ventana óptima es más acotada y se ubica entre el 15 de mayo y el 15 de junio, al igual que en el Litoral, sur de Córdoba y Santa Fe”, menciona Cardascia para acotar luego que no tiene dudas de que “va a ser una de las mejores opciones del mercado”.

Pero la propuesta de Nidera Semillas no se agota ahí. La compañía prepara el lanzamiento de otras dos nuevas variedades: el Baguette 680 y el Baguette 450.

A partir del próximo año, el Baguette 680 actuará como complemento del Baguette 750. Se trata de una variedad de ciclo más corto que el Baguette 750, con menores requerimientos de vernalización. Esto le aporta mayor flexibilidad en la fecha de siembra –aproximadamente unos 10 días de ventaja-. Y le suma un mayor potencial de rendimiento, principalmente en la región Norte de Buenos Aires.

Con el Baguette 450 la compañía ingresará por primera vez al segmento de calidad I. “Es una novedad para Nidera Semillas entrar a este mercado, que está siendo cada vez más demandado en los distintos ciclos de madurez (corto, intermedio y largo)”, explica Matías Cardascia.

El Baguette 450 ingresará dentro del segmento de trigos ultracortos. “La calidad I lo posiciona como un material muy interesante para aumentar el contenido proteico de nuestro sistema productivo. Además tiene un perfil sanitario excelente, con muy buen comportamiento contra roya. Funciona muy bien en la región norte-central. Es un trigo que nos permite sembrarlo en fechas más extremas, intermedias o tardías. A medida que nos acercamos al norte del país –Córdoba, el Litoral y el norte bonaerense- estos grupos de ciclo corto empiezan a tener una importancia mayor”, relata el ejecutivo.

Los materiales de Nidera Semillas han liderado por años el mercado de trigo. Con estos lanzamientos, el Programa de Mejoramiento demuestra su continua evolución. “Son variedades con buena tolerancia a enfermedades y buen potencial de rinde que ponen de manifiesto el trabajo de todos estos años. Estamos listos para dar un nuevo salto en el cultivo”, concluyó Cardascia.

Fuente:  on24.com.ar

Share
Categories: Molinería Tags: ,

La Fábrica de Harinas inaugura el Aula del Trigo

sábado, 20 de mayo de 2017 Comments off

En este complicadísimo año agrícola, el Museo de la Industria Harinera de Castilla y León (MIHACALE) de Gordoncillo (León) presenta un nuevo espacio expositivo titulado «Aula del Trigo», que amplía el discurso museográfico al dedicarse a la materia prima que se molía en la Fábrica de Harinas «Marina Luz».

El proyecto «Aula del Trigo» está dedicado a los cereales, los cuales se pueden observar en distintos recipientes y se explica por medio de varios paneles que recogen las características de la planta, su cultivo, su recolección, las faenas de la era y los sistemas de medida y transporte. El objetivo principal del «Aula del Trigo» es por tanto educativo, para que los escolares y universitarios que lo visiten puedan conocerlo: viéndolo, tocándolo, oliéndolo… en grano o en espiga. Busca un aprendizaje práctico y sensorial. Pretende la concienciación sobre un producto agrícola básico y esencial en la historia de la humanidad.

El «Aula del Trigo» es también un espacio de reconocimiento a los agricultores, presentes y pasados. Se centra especialmente en estos últimos, pues la panera se utilizó hasta la década de 1960 cuando la agricultura cerealista comenzó a mecanizarse. Por ello ponemos especial empeño en la preservación de la memoria de la agricultura tradicional, por medio de la recopilación de herramientas, máquinas y sobre todo de antiguas fotografías e incluso grabaciones históricas de cine que aquí se pueden visualizar.

Incorpora una sección de pesos y medidas tradicionales, donde se explican las equivalencias de los costales, fanegas, heminas, cuartillos… Por medio de una pantalla proyecta una selección de las 167 fotografías antiguas ya recopiladas (seguirá incrementándose para crear un gran archivo) de siembras, siegas, acarreos, trillas, aventados… Y para los grupos se proyecta el documental cinematográfico «Trigo de España» (1943, dir. Marqués de Villa Alcázar) cedido expresamente para el MIHACALE de Gordoncillo por la Mediateca del Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente.

El «Aula del Trigo» es un nuevo espacio expositivo permanente en el Museo de la Industria Harinera de Gordoncillo. El proyecto ha sido cofinanciado por el Instituto Leonés de Cultura de la Diputación de León con 6.099 € y el Ayuntamiento de Gordoncillo con 3.146 €.

Fuente:  mihacale.blogspot.com.es

Share
Categories: Panadería Tags: ,

Biofortificación, clave para aumentar la calidad nutricional del trigo

sábado, 11 de marzo de 2017 Comments off

El trigo muestra su costado noble una vez más. Según la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO, por su sigla en inglés), este cereal provee el 20 % de las calorías y el 25 % de las proteínas consumidas diariamente a escala mundial y, si bien no es una fuente rica en micronutrientes, aporta hierro y zinc, entre otros. En un escenario de crecimiento demográfico, la posibilidad de incrementar la calidad nutricional es un objetivo estratégico para la producción de alimentos y un desafío para la ciencia.

En este sentido, investigadores del Instituto de Recursos Biológicos estudiaron los mecanismos génicos que determinan la removilización de nutrientes al grano y lograron incorporar el gen GPC-B1 –actualmente, la única fuente para mejorar la calidad nutricional del cereal– en cuatro variedades desarrolladas previamente por el INTA.

Ensayos preliminares confirmaron que tres de los cultivares evaluados mostraron tendencias al aumento de proteínas y de algunos micronutrientes. A partir de estos resultados, empresas de semillas del país se articularon con el INTA para utilizar el gen en sus programas de mejoramiento como estrategia de biofortificación.

Facundo Tabbita, investigador posdoctoral Conicet del Instituto de Recursos Biológicos, marcó la importancia de este logro científico. “El gen denominado GPC-B1 proveniente de una especie silvestre emparentada con el trigo, como lo es Triticum turgidum var. dicoccoides, permanece como la única fuente de variabilidad disponible para incrementar el contenido de nutrientes en el grano”, explicó.

De este modo, aseguró que la incorporación del gen “es una estrategia eficaz y valiosa para incrementar la calidad nutricional del trigo en diversos ambientes y genotipos”. Este tipo de trabajo está vinculado con la biofortificación, “una metodología o técnica que permite aumentar el contenido de nutrientes mediante mejoramiento genético”, detalló Tabbita.

En esa línea, el especialista indicó que “la investigación en curso tiene como objetivo descubrir cuáles son los genes encargados de activar los mecanismos de translocación”. Y describió: “Ya se identificaron varios asociados con la removilización de nitrógeno, hierro y zinc al grano que permitirán desarrollar nuevas estrategias de biofortificación y acelerar el proceso de mejoramiento a fin de lograr variedades comerciales a futuro”.

En el campo, las variedades evaluadas fueron ProINTA Oasis, ProINTA Granar, BioINTA 3000 y ProINTA Puntal. A excepción de ProOasis, las demás variedades registraron “incrementos en el contenido de proteínas y de hierro con tendencias de aumento en otros micronutrientes”, aseguró Tabbita.

Además, “se aumentaron significativamente parámetros relacionados con la calidad industrial en otras variedades de trigo pan y trigo pasta”, describió el investigador quien aclaró: “No obstante, son estudios preliminares y las variaciones en los incrementos dependen del cultivar y del ambiente”.

En una revisión publicada recientemente por Tabbita y colaboradores, notaron que en trigo pan los aspectos que mostraron incrementos fueron contenido de proteínas en la harina, absorción de agua, volumen de pan y tiempo de mezclado, entre otros. En trigo candeal (o para pasta), tuvieron comportamiento positivo parámetros como volumen de sedimentación, viscoelasticidad, contenido de proteína en la sémola, gluten húmedo y firmeza para la cocción.

Asimismo, el Instituto de Recursos Biológicos del INTA junto con Universidades de los Estados Unidos busca profundizar el conocimiento sobre los mecanismos génicos que determinan la removilización de nutrientes al grano de trigo, mediante tecnologías modernas como RNA-seq, caracterización de plantas mutantes obtenidas a través de TILLING y análisis bioinformáticos.

Así, gracias a los resultados preliminares, las principales empresas de semillas del país firmaron convenios con el INTA para utilizar el gen en sus programas de mejoramiento. También se introdujo al Programa Nacional de Mejoramiento de Cereales y Oleaginosas de la Institución.

Fuente:  infocampo.com.ar

Share

Magnaporthe oryzae, la gran amenaza de los cultivos de arroz y trigo

sábado, 10 de septiembre de 2016 Comments off

El hongo Magnaporthe oryzae (anamorfo Pyricularia oryzae) fue considerado en 2012 por los expertos como el hongo patógeno más importante del mundo en cuanto a los efectos económicos y sociales ocasionados (Dean et al., 2012), teniendo en cuenta que es un cultivo de gran importancia para la mitad de la población mundial.

En países del mundo como China, India, Pakistán y otros muchos países altamente poblados, dependen en gran medida del arroz como alimento principal. Por lo tanto y debido a la amplia distribución de estos cultivos podemos decir que este patógeno y su enfermedad (denominada piriculariosis, quemazón, el “fallat de l’arròs”, el “cucat” o añublo) tienen unos efectos devastadores en la producción de arroz mundial. Por ejemplo, cálculos recientes estiman que la pérdida anual producida por M. oryzae son equivalentes a las necesidades calóricas de entre 212 y 742 millones de personas (Fisher et al., 2012). A su vez, M. oryzae se ha convertido en los últimos años en un organismo modelo donde estudiar mecanismos generales de las interacciones planta-patógeno. Numerosos grupos de investigadores en todo el mundo (especialmente en Asia) estudian cómo el hongo infecta a la planta y cómo es capaz de evitar los sistemas de inmunidad basal de la planta. En Europa, Italia y España producen un 80% del total de arroz de la Unión Europea (50% Italia y un 30% España). En España hay aproximadamente 115.000 hectáreas dedicadas a la producción de arroz y tienen un rendimiento de 7,75 toneladas/hectáreas (a partir de datos de la SGCHI ). Andalucía es la región con más alta producción de arroz seguida de Extremadura y Cataluña (ver grafica). En la última década, las infecciones de piricularia se han producido en casi todas las regiones productoras españolas (Cataluña, Valencia, Extremadura, Andalucía, etc.) produciendo grandes pérdidas económicas.

El hongo Magnaporthe oryzae tiene un ciclo de vida corto en la planta y por tanto múltiples infecciones se pueden llevar a cabo en un campo infectado por este patógeno (Illana et al., 2013). El hongo penetra por la hoja gracias a una estructura de forma semiesférica denominada apresorio (en la foto se observa una espora germinada formando un apresorio). El hongo produce lesiones visibles en las hojas de forma alargada, de color marrón uniforme y más tarde con centros grisáceos y bordes de color marrón (se pueden observar en las fotos las hojas de arroz infectadas con M. oryzae). Dependiendo de la variedad y las condiciones predisponentes las pérdidas ocasionadas por la infección pueden llegar a reducir en más de un 65% los rendimientos en la producción de granos de arroz.

La piricularia no sólo afecta al arroz. En el año 1985 se detectó en el estado de Paraná (Brasil) el primer caso de epidemia de esta enfermedad en trigo. También han surgido casos en Paraguay, Bolivia e incluso en Bangladesh. Recientes casos de infección de campos de trigo en estas importantes regiones nos dan idea del riesgo de Magnaporthe de producirse de forma habitual infecciones en estos cereales. En el caso del trigo no existen tratamientos efectivos o cultivares resistentes y por tanto los efectos pueden llegar ser muy graves. M. oryzae infecta también centeno, cebada y triticale.

El pasado 26 de abril la prestigiosa revista científica Nature publicó en su sección de noticias, el devastador efecto de Magnaporthe sobre los campos de trigo en Bangladesh (Callaway, 2016). En distintas regiones de Bangladesh 15.500 hectáreas de trigo han sido infectadas por Pyricularia tritici. Actualmente existe una preocupación mundial por la posibilidad de la expansión de este patógeno a otras áreas geográficas donde el trigo tiene mucha importancia económica, como por ejemplo Europa o Rusia.

La piricurialosis está considerada como una enfermedad criptogámica compleja debido a la variabilidad patogénica y la rapidez con la que este hongo consigue evadir las defensas basales del arroz. Para poder encontrar vías efectivas para combatir el hongo necesitamos tener nociones claras a nivel molecular de las distintas fases del ciclo de vida del hongo y de mecanismos de resistencia de la planta.

A nivel molecular ya conocemos algunos de los mecanismos que conducen al hongo a entrar en la planta y producir la infección (Illana et al., 2013). Gracias a estos conocimientos la búsqueda de tratamientos puede llevarse a cabo de una manera más efectiva. Actualmente en España no hay muchos grupos de investigación que estudien la biología a nivel molecular de Magnaporthe oryzae. El Centro de Biotecnología y Genómica de Plantas (CBGP) es un centro mixto de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM) y del Instituto Nacional de Investigación de Tecnología Agraria y Alimentaria (INIA) y es donde actualmente se desarrollan varios proyectos de investigación con M. oryzae. Concretamente el grupo de la doctora Ane Sesma lleva a cabo varios proyectos enfocados en entender la infección de Magnaporthe y de las respuestas del arroz a diferentes tipos de estrés (salinidad, infección por del hongo, etc.).

En este mismo centro, desde septiembre del 2015, quien firma estas líneas desarrolla otro proyecto financiado por el Programa Estatal de Investigación, Desarrollo e Innovación Orientada a los Retos de la Sociedad y cofinanciado con fondos FEDER. El reto de esta investigación es identificar nuevas proteínas relevantes para que el hongo Magnaporthe oryzae se adapte correctamente al medio externo. Esta adaptación es un proceso esencial para que el hongo sea capaz de infectar a la planta. Esperamos encontrar nuevas conexiones entre vías de señalización en Magnaporthe oryzae. Dado el importante papel que desempeña esta ruta en el crecimiento del hongo, los nuevos genes identificados como resultado de este proyecto podrían ser claramente dianas para el desarrollo de moléculas inhibidoras y de control de este devastador patógeno (Rodríguez-Romero et al., 2015). Evidentemente, todos los conocimientos a nivel molecular que nos ayuden a entender como el hongo se desarrolla y se disemina, nos podrían servir en un futuro para descubrir nuevas estrategias de lucha contra esta grave enfermedad de los cereales (trigo, arroz y cebada).

Fuente: Qcom

Share

El cultivo del trigo mejora usando material de origen vegetal como complemento al abono

sábado, 14 de mayo de 2016 Comments off

La Universidad de Córdoba descubre que estiliza sus raíces para captar mejor los fertilizantes

El biocarbón es un material similar al carbón vegetal convencional en aspecto y propiedades, pero que tiene unas capacidades añadidas interesantes para la comunidad científica. Se puede emplear para la captura de CO2, que de otra manera terminaría en la atmósfera contribuyendo al efecto invernadero. Además, su uso, combinado con fertilizantes, puede modificar las propiedades del terreno. Un equipo de la Universidad de Córdoba (UCO) ha observado ahora cómo ayuda al trigo a captar mejor los nutrientes de los abonos. La planta adapta sus raíces, las estiliza, para absorber mejor los elementos necesarios para su crecimiento, en especial el nitrógeno. En este sentido, el biocarbón (también conocido como biochar) actúa igual para el trigo duro (Trititum durum) como lo haría un aparato de gimnasio para una persona que realiza ejercicio físico. Le obliga a esforzarse y a desarrollar sus raíces para lograr mejoras, del mismo modo que el uso de pesas contribuye a que la musculatura se to

Para describir estas modificaciones, investigadores del Departamento de Botánica, Ecología y Fisiología Vegetal de la UCO emplearon dos tipos de biocarbón (procedente de paja y de poda de olivo) con cultivos de trigo, tanto en laboratorio como en el campo. Aplicaron diferentes dosis de la enmienda al terreno y, a continuación, tres niveles diferenciados de fertilizantes para el cereal (una combinación de nitrógeno, fósforo y potasio empleada de forma habitual).

Conforme se añadía biocarbón, la planta estaba más dispuesta a absorber los nutrientes, fundamentalmente el nitrógeno. De esta manera, se consiguió incrementar la producción en torno a un 25% tanto en condiciones controladas en cámaras de cultivo como en terrenos agrícolas. Los resultados han sido publicados recientemente en la revista científica Plant and Soil.

Raíces más finas y largas

Uno de los efectos del biocarbón es la disminución de la disponibilidad de nitrógeno en el suelo, ya sea en forma de amonio, como nitrato o en otras composiciones. Esto es perjudicial para la planta, ya que necesita este elemento para su desarrollo. En el experimento, los científicos observaron sin embargo que el trigo duro conservaba el contenido de nitrógeno. Se preguntaron cómo era posible. La repuesta era fisiológica. Las raíces del cereal se habían estilizado para llegar al nitrógeno presente en el suelo, y procedente de la fertilización.

Con raíces más finas y alargadas, era capaz de adquirir los niveles necesarios de este nutriente. En otras palabras, el biocarbón obligaba al vegetal a esforzarse para conseguir su recompensa. “Y como consecuencia, la producción fue mayor, o, visto de otro modo, se podría obtener la producción media con menos fertilizantes, porque la planta es más eficiente en la adquisición de nutrientes”, explica Rafael Villar, investigador principal de esta línea.

El ahorro en el abono es un factor clave en las explotaciones agrarias. Los fertilizantes proveen a los cultivos de más nutrientes de los que encontrarían en el suelo de forma normal, pero también suponen unos de los gastos más relevantes para los agricultores. Incluso en ocasiones, esta costosa ayuda se puede perder. Si llueve después de fertilizar los campos, se produce un efecto lavado y los nutrientes se disuelven sin llegar a la planta. El desarrollo de enmiendas para fertilizantes a partir del biocarbón es una vía de desarrollo para este material.

El biocarbón se produce por el calentamiento de materia vegetal en una atmósfera pobre en oxígeno. Por este procedimiento, denominado pirolisis lenta, alrededor del 50% del carbono de la biomasa queda almacenado en el biocarbón, por lo que resulta un material muy interesante como sumidero de CO2. El uso del biocarbón no es nuevo, y el estudio de los suelos amazónicos conocidos como terra preta revela que es un material muy estable que puede permanecer en el suelo entre 500 y 7.000 años. Se conocen beneficios como enmienda relacionados con la mejora de la humedad y de la compactación del terreno, y de la fertilidad en general. También puede ser útil en terrenos ácidos, puesto que incrementa el pH del terreno. El reto actual es conseguir que la producción de biocarbón sea económicamente viable. “Ahora mismo se trabaja en el desarrollo de maquinaria que permita hacer el biocarbón in situ, igual que sucede con las trituradoras. De esa forma lo puedes echar directamente al suelo”, explica Manuel Olmo, integrante del equipo investigador.

(Fuentes: Manuel Olmo, Rafael Villar, Pablo Salazar, José Antonio Alburquerque, ‘Changes in soil nutrient availability explain biochar’s impact on wheat root development’, Plant and Soil.  February 2016, Volume 399, Issue 1, pp 333-343)

Fuente: Agro Información

Share
Categories: Molinería Tags: ,

El valor de los pseudo-cereales versus otros granos

sábado, 23 de enero de 2016 Comments off

Las tres plantas de cereales primarios de todo el mundo son: el trigo, el maíz y el arroz. Éstas dominan el mercado de los alimentos, a pesar de las crecientes preocupaciones acerca de los factores negativos relacionados con la salud, sobre todo cuando los cereales se modifican y / o son procesados ??genéticamente.

Pseudo-cereales antiguos, olvidados durante siglos, están haciendo una reaparición en las dietas occidentales, como una saludable alternativa a los granos tradicionales. No sólo contienen más proteínas que otros granos, sino que también están libres de gluten.

Otra de las ventajas es que muchos reconocen que los pseudo-cereales no son modificados genéticamente – al menos no todavía. Tampoco están procesados ??como otros cereales, en gran parte debido a que su morfología es diferente (ver abajo) y los métodos de procesamiento tan conocidos para los granos no funcionan para los pseudo-cereales.

Quinua

Quinua

La diferencia entre cereales y pseudo-cereales

Existen diferencias significativas entre los cereales y pseudo-cereales, a pesar de que la ciencia basada en la asociación sin fines de lucro AACC Internacional incluye pseudo-cereales (que se refieren como “granos antiguos”, junto con las legumbres indígenas, mijo y sorgo) en su clasificación de “granos reconocidos”. Además, los pseudo-cereales se pueden utilizar de manera similar a los verdaderos cereales, incluido el rectificado por sus semillas para hacer harina.  

Los cereales son hierbas que pertenecen a la familia de las gramíneas, y se cultiva principalmente por sus semillas comestibles ricas en almidón. Tradicionalmente una fuente importante de hidratos de carbono, los principales cereales en el mundo son el trigo y el arroz, que, de acuerdo con la Enciclopedia en línea de la Alimentación y la Cultura, en conjunto proporcionan cerca del 50 por ciento de la energía que se encuentra en los alimentos. Otros cereales principales incluyen maíz, cebada, sorgo, tipos de mijo de pequeña cabeza de serie, la avena y el triticale (híbrido de trigo y centeno). Si bien todas estas diferencias han marcado, todos los cereales son monocotiledóneas con semillas que típicamente tienen una hoja embrionaria (o cotiledones). Además, tienen, venas de la hoja de escalera paralelas, las partes de la flor son en múltiplos de tres, y tienen raíces primarias.

Las pseudo-cereales también producen semillas que son ricas en almidón, y al igual que los cereales, se clasifican como “plantas con flores.” Sin embargo, son dicotiledóneas, con dos hojas de semillas, reticuladas, hoja con venas como rojas, flores de piezas que se producen en múltiplos de cuatro o cinco, y un sistema de raíces fibroso.

Sólo tres pseudo-cereales han ganado importancia como granos

Ellos son:

  • Amaranto de los cuales hay al menos 60 especies diferentes, incluyendo Amaranthus caudatus, A. cruentus y A. hipocondríacos.
  • Alforfón – Fagopyrum tartaricum, y F. esculentum.
  • Quinua que comprende más de 250 especies diferentes, incluyendo Chenopodium quinoa, Ch. pallidicaule, y Ch. nuttalia.

Estos tres pseudo-cereales pertenecen a la subclase Caryophyllidae, y tanto el amaranto y la quinoa se clasifican en el mismo orden, Caryophyllales, mientras que el trigo sarraceno pertenecen a los Polygonales. Los tres pertenecen a distintas familias botánicas, Polygonaceae (trigo sarraceno), Amaranthaceae (amaranto), y Chenopodiaceae (quinua). 

Como se mencionó anteriormente, la estructura morfológica de cereales y pseudo-cereales también es bastante diferente. El embrión de cereales se encuentra dentro de un endospermo amiláceo, mientras que el embrión de pseudo-cereales rodea el tejido de almidón en forma de un anillo.

Otras diferencias importantes entre los cereales y pseudo-cereales se refieren tanto a su valor nutricional y la composición química.

En un proyecto de investigación llevado a cabo en la Universidad de Recursos Naturales y Ciencias Aplicadas de Viena, Emmerich Berghofer y Regine Schoenlechner compararon los componentes que se encuentran en el trigo a los tres pseudo-cereales. Encontraron que este último tiene beneficios significativamente más nutritivos. Por ejemplo:

  • Pseudo-cereales en general tienen un porcentaje mucho más alto, y un contenido de proteína de mejor calidad
  • Los cereales contienen cantidades mucho más altas de aminoácidos limitante en forma de lisina
  • El amaranto y la quinoa contienen grandes cantidades de arginina e histidina, que son nutrientes esenciales para lactantes y niños
  • Las pseudo-cereales contienen un contenido de grasa superior al de otros cereales, que se caracteriza por una gran cantidad de ácidos grasos insaturados en forma de ácido linolénico
  • El amaranto contiene una gran cantidad de escualeno, más generalmente en el hígado de los peces de aguas profundas
  • Las pseudo-cereales contienen muy bajas cantidades de las proteínas de almacenamiento de plantas conocidas como prolaminas, que se encuentran en el trigo y otros cereales, haciéndolas adecuadas para las personas con enfermedad celíaca.
  • Los gránulos de almidón que se encuentran en los pseudo-cereales son pequeños y la cantidad mucho menor que en otros cereales
  • El contenido de fibra de los pseudo-cereales (en particular, amaranto y quinoa) y otros cereales es comparable
  • El contenido mineral de amaranto y la quinua es considerablemente más alto que el trigo, sobre todo calcio, hierro, magnesio y potasio
  • A pesar de que el trigo contiene más minerales que las semillas de trigo sarraceno, tiene más que muchos otros cereales como el maíz, el arroz, el mijo y el sorgo
  • Varias vitaminas se encuentran en los pseudo-cereales, aunque el amaranto no está actualmente considerada como una fuente importante, a pesar de que contiene 2,5 veces más ácido fólico que el trigo – al igual que la quinua; ambos también contienen riboflavina, vitamina C y vitamina E, mientras que las semillas de trigo sarraceno son una fuente de vitaminas B 2 y B 6
  • Pequeñas cantidades de saponinas de sabor amargo se encuentran en todos los pseudo-cereales; estos son anti-inflamatorios, anti-microbianas, anti-cancerígeno, y se ven a disminuir el colesterol
  • Mayores concentraciones de saponinas se encuentran a veces en el casco de quinoa toda la semilla; descascarado elimina el sabor amargo
Amaranto

Amaranto

El futuro de la pseudo-cereales

Popular en las culturas antiguas, especialmente en América Latina, los pseudo-cereales sólo recientemente han sido redescubierto por tener excelentes cualidades nutricionales. Mientras que el interés por estos llamados granos seudo va en aumento, el cultivo está siendo eclipsado a nivel mundial por los “verdaderos” granos de cereales.

Según Berghofer y Schoenlechner, a pesar de que hay mucho más interés en el amaranto y la quinoa del que había antes, el cultivo sigue siendo bajo y, como señalan, el amaranto ni siquiera aparece en las estadísticas de los datos de producción de las Naciones Unidas de la Alimentación y la Agricultura. Sin embargo, el trigo sarraceno, que cayó en desgracia hace siglos debido al intenso cultivo de otros cereales, ya ha hecho una reaparición en muchas partes del mundo, entre ellos China y Rusia – principalmente, dicen, que es libre de gluten. Alforfón también tiene el potencial para ser procesado de una manera similar al trigo.  

Como el interés en el crecimiento de los pseudo-cereales, hay un pequeño pero relativamente rápido crecimiento corporal de antagonismo y la oposición a los granos de cereales, especialmente el trigo verdadero. Esto se debe principalmente a una mayor conciencia de la importancia de cómo la nutrición está tan estrechamente vinculada a la salud y el bienestar.

Cómo afectan los cereales y pseudo-cereales a su salud y bienestar

Frente a las estadísticas espeluznantes relacionada con la obesidad, la diabetes y otras enfermedades que amenazan la vida, los estadounidenses, junto con los hombres y mujeres conscientes de la salud a lo largo de la mayor parte del mundo occidental están buscando más bien en lo que comen y beben, y el estilo de vida que siguen. Hay una montaña de literatura para leer, incluyendo dietas y manuales nutricionales. Si bien estos difieren en términos de métodos y consejos, algo que rara vez difiere es la necesidad de comer sólo alimentos suficientes “real” para ofrecer lo que nuestros cuerpos necesitan para prosperar en un peso saludable. Otra cosa que muchas dietas contemporáneas tienen en común es la necesidad de mantener niveles normales de azúcar en la sangre saludable.

Si bien hay muchas contradicciones entre las ideas que se ofrecen en ellos, los libros que he encontrado especialmente interesante incluiyen:

  • Trigo del vientre en US cardiólogo William Davis, un best seller internacional que aboga por la eliminación de la llamada de trigo de grano entero saludable de nuestra dieta para recuperar nuestra salud y perder peso
  • La verdadera revolución de comidas por el sudafricano científico de ejercicios y los deportes, el profesor Tim Noakes (también un corredor de maratón de largo plazo), en colaboración con un nutricionista, y otros dos atletas (uno un chef y el otro un restaurador), cuya dieta baja en carbohidratos y alta en grasas prohíbe cualquier tipo de granos, incluyendo pseudo-cereales
  • La dieta Holford Low-GL, por el experto en nutrición británico Patrick Holford cuya dieta permite granos, incluyendo pan y pastas integrales, así como pseudo-cereales, pero no permite el pan blanco y otros alimentos ricos-GL que elevan los niveles de azúcar en la sangre demasiado rápido y el cuerpo no es capaz de hacer frente a ello.

Dr. Davis condena totalmente al trigo, pero también llama la atención sobre el hecho de que “el trigo real” crecido hace siglos, no existe nada como lo que los genetistas del trigo han creado. No sólo son las nuevas cepas considerablemente más pequeñas que los tipos más antiguos, pero de nuevo tipo de trigo no sobrevivirán sin el control de plagas y las formas modernas de la fertilización. Los rendimientos son mucho más altos y mejor para hornear. Al final del día se refiere a “un buen grano que ha ido mal” – un alimento perjudicial que hace que las personas, enfermen y almacenen grasa corporal.

Tim Noakes, anteriormente un carbo-loader ávido que corrió muchas maratones exitosas y ultra-maratones, que cambiaron su tono después de desarrollar diabetes, y, literalmente, renunciaron a todos los carbohidratos – debido a la respuesta de la insulina que provocan. Por esta razón, se dice que todos los alimentos a base de cereales se deben evitar, entre ellos “el trigo, la avena, la cebada, el centeno, quinoa, amaranto, etc” y todas las harinas hechas de cereales, así como todas las formas de pan.

Patrick Holford, por otra parte, llama la atención sobre la necesidad de evitar el trigo y los cereales que contienen gluten si es sensible a ellos. Si no, se dice que algunos granos pueden ser comidos, siempre y cuando los carbohidratos no sean refinados, azúcar en la sangre es equilibrado, y el CG total (carga glucémica en comparación con el mejor saber IG o índice glucémico) es equilibrada.

Irónicamente, aunque ahora que comer una dieta principalmente bajo en carbohidratos de alto contenido de grasa, y estoy en mi peso ideal para la primera vez en 30 años, la única de estas tres dietas he seguido siempre activa eran de Patrick Holford – y hizo su trabajo. Mientras que comer menos grasa y más hidratos de carbono de los defensores Noakes, sigo su régimen de comer sólo cuando tienes hambre; y en contradicción con la Revolución Bienes de comidas, que tienden a comer un montón de pequeñas cantidades según lo dictado por Holford. Trato de evitar el trigo, según lo sugerido por Davis, y he aumentado mi ejercicio en más de 100 por ciento.

¿Qué nos dice la Investigación?

Gran parte de la investigación relativa a los cereales y pseudo-cereales se refiere a las alergias y las enfermedades, en particular la necesidad de ingredientes de alimentos que no contienen gluten. Esto se dispara en gran medida por el hecho de que la enfermedad celíaca exige un total eliminación para siempre, después de los alimentos que contienen gluten, y el hecho de que la mayoría de los productos sin gluten son considerados como de un pobre valor nutricional.

En un estudio irlandés lanzado en 2009, se estudiaron trigo sarraceno, el amaranto, y la quinoa para ver si podían ser utilizados como ingredientes saludables para mejorar la calidad nutricional del pan que estaba libre de gluten. Los resultados mostraron que en realidad eran una alternativa saludable para los productos sin gluten.  

En otro estudio publicado el mismo año, un investigador chileno parecía más específicamente a la quinua, debido a su reconocimiento como “un alimento completo.” Él pareció que tenía “cualidades nutricionales notables”, no sólo por su contenido de proteínas del 15 por ciento, sino también porque tiene un equilibrio muy bueno en aminoácidos, más vitaminas y minerales y otros compuestos con posibles beneficios nutracéuticos. Además, es lo que él llamó “un cultivo de aceite” que contiene omega-5 y la vitamina E. En última instancia se encontró con que era “un cultivar alternativa prometedora.”

El estándar de la FDA define “libre de gluten”, como un alimento que no contiene “el trigo, centeno, cebada o sus híbridos mestizos” o un ingrediente que se deriva de “un grano prohibido” que ha sido procesado para eliminar el contenido de gluten. También establece que no más de 20 ppm de gluten es permisible en el grano o sus ingredientes.

Un estudio italiano publicado en 2010 observó el estado nutricional de los pacientes celíacos incluyendo deficiencias nutricionales comunes, los elementos nutricionales y de seguridad de las dietas libres de gluten, los alimentos permitidos, y lo más importante, las características de los pseudo-cereales y algunos otros “cereales menores” incluyendo mijo, el estudio se encontró con “un área prometedora” para los enfermos.

Un estudio español publicado en 2013 se centró en las dietas sin gluten y probaron “cereales alternativos” que podrían ser tolerados por los pacientes que sufren de la enfermedad celíaca. La motivación fue estimulado por la falta de productos alimenticios alternativos y tratamientos. Los investigadores llegaron a la conclusión de que los estudios clínicos más controlados son necesarios para apoyar la validez de la inclusión de los pseudo-cereales en la dieta de las personas con enfermedad celíaca no fue concluyente.

Otro estudio, llevado a cabo en Serbia, y publicado en 2013, comparó los componentes de azúcar de pseudo-cereales (específicamente del amaranto y trigo sarraceno) y harina de cereales más usual hecha de trigo. El objetivo de los investigadores fue encontrar un nuevo método que les permita detectar el “origen de harina” de cereales y pseudo-cereales para fines de seguridad. El estudio se ha realizado correctamente.

Un estudio llevado a cabo en Portugal aproximadamente en 2014 mostró que los pseudo-cereales son una fuente rica en aminoácidos y probablemente podría ser una alternativa exitosa del arroz en las dietas sin gluten. El estudio también mostró que el contenido de proteína en los tres pseudo-cereales analizados eran altos.

Así que los pseudo-cereales se ven bien.

La modificación genética de los pseudo-cereales

Un líder mundial en investigación en ciencias grano de cereal y la educación, AACCI no sólo clasifica las antiguas pseudo-cereales con “los cuatro grandes” cereales – trigo, el arroz, el maíz y la cebada – la organización también considera que la industria debe modificar estas plantas genéticamente para mejorar rendimiento y calidad. A medida que la lucha contra Monsanto y se intensifica de alimentos genéticamente modificados, es poco probable que ver los pseudo-cereales de mucho.

Mientras tanto, si bien es aún obligatorio para las empresas a etiquetar los alimentos transgénicos modificados genéticamente, leer las etiquetas antes de comprar. Si la llamada Ley de Etiquetado de Alimentos Sanos y preciso se votó en la ley, el valor de pseudo-cereales en comparación con el trigo y otros cereales OGM (organismo genéticamente modificado) seguramente va a ser reducido.

Fuente:  mundoagropecuario.com

Share

Aseguran que la demanda mundial de trigo crecerá un 60% en 2050

viernes, 7 de agosto de 2015 Comments off

Para enfrentar este desafío se planteó una iniciativa internacional de la que participan técnicos del INTA y del Conicet a fin de intercambiar recursos y capacidades para aumentar su producción sustentable.

Considerado por los especialistas como un alimento básico, el trigo es un cultivo que aporta el 20% del total de las calorías y proteínas de la alimentación mundial. Como es sabido, la población aumentará a 9200 millones de habitantes y, en consecuencia, la demanda de este cultivo trepará un 60%. En este contexto, surge la Iniciativa en Trigo de la que participan, en representación de la Argentina, investigadores del INTA y del Conicet.

Se trata de una propuesta, motorizada por Francia y avalada por los ministros de Agricultura de los países miembro del G20, que busca adelantarse a las demandas futuras de alimentos en un mundo intimidado por el cambio climático, la limitada superficie cultivable, la competencia de los biocombustibles y el posible aumento de precios.

En representación de la Argentina participan Gabriela Tranquilli, del Instituto de Recursos Biológicos INTA Castelar; Marcelo Helguera, del INTA Marcos Juárez, Córdoba, y Viviana Echenique, del Centro de Recursos Naturales Renovables de la Zona Semiárida del Conicet. Así, junto a otros especialistas del mundo, intercambian recursos y capacidades, al tiempo que coordinan sus investigaciones genéticas, genómicas, fisiológicas, agronómicas y de mejoramiento del cultivo a fin de aumentar su producción sostenible.

En este sentido, Helguera ponderó la oportunidad a la que se enfrenta nuestro país al “presentar características agronómicas y agroindustriales que lo consolidan como un importante jugador en la producción de trigo contribuyendo a la soberanía alimentaria a escala nacional, regional y global en un marco de desarrollo sustentable”.

Por su parte, Tranquilli destacó la importancia de la participación argentina en esta iniciativa por “redundar en beneficios” para las investigaciones realizadas en el INTA. “Visibilizar las problemáticas priorizadas para el cultivo estimula la interacción con grupos extranjeros lo que potencia las capacidades de ambos”, aseguró.

Helguera fue un paso más allá y aseguró que la participación activa de investigadores del INTA en esta iniciativa es una oportunidad para integrarse en las tramas globales de conocimiento e innovación considerando temáticas limitantes y estratégicas para el mejoramiento del trigo.

De acuerdo con la iniciativa, todos los países productores de trigo comparten la necesidad de aumentar el potencial de rendimiento, asegurar su alta calidad, disminuir las pérdidas ocasionadas por plagas y enfermedades, enfrentar la variabilidad climática, aumentar la sostenibilidad de los sistemas de producción y habilitar tecnologías de uso compartido.

En este sentido, la agenda estratégica identificó que las prioridades de investigación deben ser abordadas a escala internacional mediante una acción integrada. Esto, proporcionará un marco tanto para los investigadores públicos y privados, como para los financiadores y los responsables políticos, para trabajar juntos y responder al reto de incrementar de manera sostenible la producción de trigo y de contribuir a la seguridad alimentaria mundial.

Asimismo, la propuesta considera ciertos factores que revolucionarán el mejoramiento de trigo en el futuro, entre los que se destacan la disponibilidad de una secuencia de referencia del genoma del trigo ensamblada y anotada, la accesibilidad a datos científicos y herramientas de análisis mediante un sistema de información específico y la creación de nuevas combinaciones de alelos deseables mediante nuevas técnicas de mejoramiento.

Fuente: infocampo

Share
Categories: Commodities, Molinería Tags: ,

Los expertos prevén una gran cosecha de trigo en España

sábado, 16 de mayo de 2015 Comments off

cosecha-trigoLos expertos que han participado en la reciente Bolsa Andaluza de las Materias Primas, celebrada en Sevilla, opinan que los precios del trigo experimentarán ligeros descensos. La gran caída de cotizaciones se ha venido produciendo desde hace tres meses en los mercados internacionales.

Los precios de este cereal están sufriendo vaivenes, por lo que los expertos creen que no se definirán como mínimo hasta final de mayo, fecha que será clave para evaluar la posible evolución de las cotizaciones de la cebada,  según un comunicado.

Los participantes han destacado también la menor superficie sembrada de girasol en Andalucía y, en general, en Europa, debido a las condiciones que impone la nueva Política Agrícola Común (PAC) que exige a los agricultores que diversifiquen sus siembras.

En cualquier caso, según los expertos, el potencial de este cultivo en España dependerá “de la pluviometría en las próximas semanas”.

Respecto al maíz, que el año pasado tuvo una gran devaluación en el mercado nacional, los expertos han resaltado sobre todo la reducción de alrededor del 8 % de siembras en Ucrania, principal exportador hacia España.

La VII Edición de la Bolsa de las Materias Primas ha contado con la asistencia de unos 300 participantes, de más de veinte países, en representación de las principales empresas a nivel internacional, tanto exportadoras como importadoras de estos productos así como fabricantes de piensos, bioetanol, sémolas, harinas panificables, extractores y refinadores de aceites vegetales, grupos cooperativos e incluso equipos de compra de grandes cadenas de supermercados.

Fuente: EFEAGRO

Share

“Hay que pensar el trigo como parte de un sistema de producción”

viernes, 1 de mayo de 2015 Comments off

Emilio Satorre propuso analizar el papel del trigo en tanto integrante de sistemas pensados a lo largo del tiempo. “Usualmente tomamos decisiones de corto plazo para tener resultados que son parte de cada ciclo. Luego está el sistema de producción que involucra la existencia de otros cultivos en el lote y ahí incorporamos decisiones que tienen impacto en el corto, mediano y largo plazo, aunque se trate de mejoras sutiles que no suelen ser perceptibles en el corto plazo como una variabilidad de 2 quintales en el rendimiento”, indicó el docente de la FAUBA.

El razonamiento se relaciona con las decisiones de sembrar o no un cultivo. Desde 1997 hasta ahora el escenario de la distribución de área del trigo cayó notoriamente. “La superficie en las cuatro provincias más trigueras se redujo unas 280 mil hectáreas promedio por año; y en los últimos 15 años perdimos casi 3 millones de hectáreas”, recordó Satorre quien también puntualizó que la mayor retracción se registró en la provincia de Buenos Aires.

“Unas 5,4 millones de hectáreas han sido el promedio de la producción de triguera, aunque en los últimos años sigue manteniéndose por debajo del promedio histórico”, recordó con pesar Satorre, para quien la superficie ha seguido cayendo pese a la dupla trigo-soja. La pérdida de diversidad de los procesos exponen a las empresas a condiciones susceptibles. “Esto inicia procesos de deterioro, pérdida de la diversidad de los cultivos y recientemente también el enmalezamiento. “Desde el punto de vista ecológico el trigo genera cobertura y construye la salud física y química de nuestros suelos. Paralelamente, genera cobertura, mejora la Materia Orgánica y tiene un efecto directo sobre la diversidad de la empresa”, completó Satorre.

Gustavo Sznaider (Geoagris, Fauba) abordó las novedades en agricultura de precisión, herramientas que vienen creciendo exponencialmente en los últimos años, pero que todavía cuesta sacarle grandes beneficios. “Los monitores de siembra tuvieron una participación del 75% en 2014 y no hay dudas que tienen un beneficio automático al implementarlos, lo que explica el aumento de adopción”.

Hablando de Agricultura por Ambientes Sznaider razonó: “Se habla de que en la reposición de fósforo (P), y de nitrógeno (N) se pueden obtener beneficios mayores a 50 dólares por hectárea, pero todavía es lento este uso”. Para hacer hoy agricultura por ambientes se necesita tomar los datos, procesarlos y ejecutar los pasos. “Todo eso lleva tiempo y los resultados no se evidencian tan rápidamente”, reflexionó Sznaider que recordó que el 70% de la cosecha se levanta con máquinas con monitores de rendimiento y un 25% se implanta y fertiliza con monitores de siembra.

De lo que viene a futuro, se mencionó Big Data, la automatización del flujo de datos, la mayor adopción de telemetría e internet de las cosas, y la mayor penetración de sistemas de control a tiempo real y los sistemas expertos para acelerar la toma de decisiones. “Una empresa argentina ya tiene disponibles nano satélites que caben en la mano y pueden generar fotos para ver el estado de los cultivos”, indicó. Y si esto fuera poco, ya puede el productor tener presente muchos “gadgets” que llegan para quedarse. “Los UAVS, por ejemplo, son los aviones sin tripular que permiten generar todo tipo de información; o bien los anteojos que ha lanzado Google y que ofrecen ciertas habilidades y funciones a las personas, por ejemplo contar en forma automática la cantidad de granos que tiene un maíz, y sobre esto se está diseñando una aplicación”, añadió.

Carina Álvarez (Fauba) analizó la calidad de los suelos en Siembra Directa y avanzó sobre la idea de prevenir factores de compactación en los lotes con métodos sencillos como limitar el tránsito de las máquinas dentro del lote y también organizarlo. “Qué conviene”, se preguntó, ¿prevenir o curar? “Las prácticas para arreglar los problemas tienen el costo del remedio y también el recorte de rinde que implica las máquinas transitando por el lote; sin embargo si se usa tractor oruga o si se activan las pasadas con ruedas de mayor porte que repartan el peso, se genera un impacto positivo. Por eso recomiendo la prevención, porque prevenir es mejor que curar”, sentenció.

Se recuerda que en la calidad física de los suelos intervienen su calidad genética (de origen) y su calidad dinámica (en la que el hombre puede intervenir en función de, por ejemplo, la fertilización). Para Álvarez “buscamos la mayor estabilidad del suelo, pese a que la erosión y la acción del hombre lo vuelven inestable, pero vemos que es menos inestable en cuánto más Materia Orgánica tiene. Pretendemos tener sistemas cubiertos, que no se laboreen”, indicó la especialista, aunque recordó que “los trabajos de erosión hídrica demuestran que necesitamos un 30% del suelo cubierto para evitar inestabilidad”.

Paralelamente, recordó que los suelos en directa ayudan a evitar la erosión pero aumentan la resistencia mecánica y a la penetración. Por eso recomendó “atenuar los efectos con mejor manejo, bajando el tránsito de las maquinarias en el lote. En trigo, por ejemplo hay impactos del 10% de caída de los rendimientos”, indicó.

“El trigo es el mejor herbicida”

La frase le pertenece al asesor Santiago Barberis, cuya empresa Lares se dedica al monitoreo de cultivos. “No tenemos dudas que en las zonas donde el trigo da la cobertura en lotes durante el invierno, ha permitido el control de la Rama Negra, y por el contrario en los últimos años que ha faltado en la rotación vimos problemas con esta maleza resistente”. Sin embargo, Barberis indicó que esto no funciona tanto con las gramíneas que tienen su foco de aparición entre noviembre y diciembre cuando el trigo ya está seco. “El trigo es una excelente herramienta para cubrir Rama Negra o Viola, pero no es tan bueno para las malezas primavero- estivales como Cloris perennes, Gomphrena perenne y Sorgo de Alepo”, alertó.

Barberis también se refirió al fuerte avance del Amaranthus hibridus y palmeri para lo que recomendó hacer monitoreos, registrar las malezas y no olvidar la rotación. “Su momento de emergencia es entre octubre, noviembre y parte de diciembre, es decir en la fase final del trigo. Necesitamos manejar bien la rotación y utilizar los residuales y pos emergentes. Lo más importante es el monitoreo del lote”, aconsejó.

En cuanto a plagas indicó que no se registran cambios importantes en ninguna zona. “Los terápicos son buenos y vemos más oferta de nuevas tecnologías que problemas en trigo. Pulgones siguen apareciendo en forma esporádica, al igual que defoliadoras y desgranadoras, pero no vemos daños de plaga en general. Lo más complicado es el tema de chinches Dichelops furucatus, que vive en el rastrojo, aunque tampoco ocasiona grandes daños”.

Las enfermedades sí son un problema aunque para el especialista existen las herramientas para controlarlas. “Las que más daño hacen son la roya de la hoja y la mancha amarilla. Es importante monitorear en Z30 cuando comienza a elongarse el cultivo hasta floración. Pero sobre todo hay que ajustar la toma de decisiones”, recomendó.

Sin embargo, los productores no deben afligirse puesto que día a día la ingeniería agrega soluciones mediante nuevas tecnologías en aplicaciones. Gustavo Casal (TeeJet Technologies) hizo hincapié en que los productores realicen aplicaciones eficientes. “No es lo mismo cualquier boquilla, ni cualquier velocidad de avance. Hablamos en términos de eficiencia”, alegó.

Al momento de aplicación, la temperatura, viento y humedad provocan perdidas por deriva y, dado que el mayor trabajo de aplicaciones lo están realizando los contratistas, conviene que el productor esté atento analizando las condiciones ideales. “Aplicar muy bajo volumen y a alta velocidad con la misma boquilla genera problemas de deriva, ambientales y sociales sobre los que hay que poner atención y evitar”, recomendó Casal.

Finalmente presentó como novedad la boquilla AI3070 de aire inducido que genera gotas grandes que viajan y explotan al dar en el blanco generando mejor cobertura. “Produce dos amplios abanicos planos con cobertura uniforme y está especialmente recomendada para la aplicación de fungicidas”, detalló el gerente general de TeeJet.

Fuente: Agri Total

Share

Fontaneda se marca como objetivo que el 74% de sus galletas estén producidas con trigo Harmony en 2015

sábado, 21 de febrero de 2015 Comments off

Fontaneda se ha marcado como objetivo que el 74% de sus galletas estén producidas con trigo Harmony en 2015, a través de Compromiso Harmony Fontaneda, un proyecto que busca limitar el impacto en la naturaleza, preservar la biodiversidad, fomentar la agricultura local y ofrecer al consumidor galletas de mayor calidad.

Actualmente, las marcas que forman parte de este compromiso son La Buena María y Digestive con la incorporación, también este año, de Osito Lulú y Marie Lu. Belvita Desayuno y Fruit & Fit lo harán en 2016, según indica Fontaneda.

En el marco de esta iniciativa, para que los agricultores locales puedan proveer de trigo a Fontaneda, también deben cumplir la ‘Carta de Calidad Harmony’, un código de buenas prácticas que orientan la actuación en ámbitos como el uso del agua, la gestión de residuos, el transporte y el almacenamiento de la cosecha, la fertilización y la sanidad de los cultivos o la trazabilidad desde la parcela hasta la recepción del trigo.

Esta carta de calidad se mejora y revisa cada año y ha pasado de tener 38 a 49 buenas prácticas, según indica Fontaneda. A su vez, la empresa externa SGS efectúa auditorías aleatorias tanto a los agricultores como a las harineras.

En la pasada campaña, 1,4 millones de abejas se han alimentado en los campos que Compromiso Harmony reserva a cultivos melíferos, un 14% más que entre 2012-2013. España es el segundo país europeo, después de Francia, en el que se ha implantado esta iniciativa.

“Compromiso Harmony es un proyecto a largo plazo que integra tanto los objetivos globales de Mondelez International de proteger el bienestar de nuestro planeta, como los objetivos por parte de Fontaneda de seguir mejorando la calidad del trigo y ofrecer al consumidor un producto elaborado de acuerdo a un código de buenas prácticas en apoyo a la agricultura local y la biodiversidad”, ha destacado Esther Patino, Manager de Comunicación de Mondelez Iberia.

Fuente: AETC

Share
Categories: Empresas Tags: ,