Inicio > Panadería > Hotel Praktik con alma de tahona y el mejor pan de todo Barcelona

Hotel Praktik con alma de tahona y el mejor pan de todo Barcelona

Viernes, 8 de Agosto de 2014

El Praktik Bakery, es un hotel cómodo y acogedor, pero diferente; integra una panadería artesanal en la que se produce pan de verdad, como el que se hacía antes. Es un hotel en el que el horno de la tahona, ha cobrado protagonismo y se ha convertido en el alma y el aroma reconocible del hotel. En un edificio tradicional del Eixample barcelonés, en el que ‘la mano’ del prestigioso diseñador Lazaro Rosa-Violán, ha conseguido combinar el buen gusto y la sencillez de cada detalle con la comodidad, haciéndolo un lugar único y absolutamente original.

El Praktik Bakery hotel, juega con los sentidos de sus invitados. Donde los aromas de una buena hogaza de pan artesano avivan el recuerdo de olores que hemos ido perdiendo en las grandes ciudades y que teníamos identificado con el placer de comer bien. Pero ya no es solo el sabor y la textura del pan, sino el olor a tahona, a pan recién horneado. El Praktik, es un hotel en el que se juega con los sentidos, donde un vestíbulo es en realidad una panadería donde se hace y vende el mejor pan que se puede encontrar en la ciudad.

El vestíbulo-cafetería, de estilo escandinavo, con tejidos y azulejos de estilo más mediterráneos; se transforman en un divertido café, en donde por la mañana se sirven los mejores desayunos que se convierten en un festival de aromas a buen café y pan recién horneado, que compiten entre si, por resaltar uno por encima del otro.

“La primera vez que probé una rebanada de pan del Forn Baluard, pensé que no era posible que el pan supiera tan bien; que me transportara y me trajera recuerdos de mi infancia;” nos dice Magaly Julien, director del Praktik Bakery hotel.

Dicen que si el pan es artesanal de verdad, no hay dos iguales, son piezas irrepetibles. La combinación de ingredientes da lugar a aromas y texturas singulares, que se identifican en cada uno de ellos, pero cuyos matices les diferencian ligeramente.

Anna Bellsolà, es ya la tercera generación de maestros panaderos y, fundadora de la prestigiosa  panadería Forn Baluard, en la plaza del mercado de la Barceloneta, siempre lleno de gente en busca del mejor pan, que muchos hubiéramos olvidado ya para siempre de no haber sido por ella.

A la vista del público que acude a comprar al hotel y de los propios clientes; se puede seguir el proceso, ver como se amasa el pan, como se hornea y se pone a la venta, recién hecho.

Como a través de la puerta de hierro negro forjado, el horno, siempre hambriento se alimenta y traga grandes troncos de madera de roble, encina y haya; que permiten mantener la temperatura que transforme la masa en un verdadero pan y que contribuyen a acrecenat los sabores y aromas.

praktik-hotel-bakery-baluard-02

Como también se percibe calma, reposo y el saber hacer de un oficio hecho con cariño. Grandes panes fermentando en cestos de mimbre, mientras otros más pequeños aguardan su turno envueltos en telas que mantienen la humedad.

Anna nos comenta: “Me gusta el pan. El pan que solía hacer mi abuelo, el que me trae recuerdos de sabiduría y de trabajo. El pan que solía vender mi abuela. El pan que más tarde amasaría mi padre y vendería mi madre… y ahora, pasado el tiempo, la amasadora sigue amasando, el horno de leña sigue quemando a diario, la harina llena todos los rincones de nuestra tahona, y nuestras manos dan forma a lo que será un pan – se le enciende e ilumina el rostro – sencillamente un pan. Córtalo, huélelo, pruébalo y deja que los sentidos hagan el resto”.

Para la elaboración de estos panes especiales, solo usan harinas orgánicas traídas de Francia, la muelen en El Moulin de la Colagne, cerca de Montpellier; y usan semillas, frutas e ingredientes que se han usado tradicionalmente. La levadura madre, es diferente según el tipo de pan que se vaya a cocer.

Hotel Praktik Bakery. Provença, 279 Barcelona. Tel. (+34) 93 488 00 61

Fuente: Vanitatis – El Confidencial

Share
Comentarios cerrados.