Inicio > Normativas > Actualización de folletos de la CIAA para la reducción de los niveles de acrilamida en determinados productos alimenticios

Actualización de folletos de la CIAA para la reducción de los niveles de acrilamida en determinados productos alimenticios

Viernes, 31 de Julio de 2009

La Confederación de Industrias Alimentarias de la UE (CIAA), en colaboración con la Comisión Europea y las autoridades nacionales de los Estados miembros de la Unión Europea, publicó en el año 2007 una serie de folletos informativos que resumen las medidas disponibles para reducir los niveles de acrilamida en determinados alimentos (galletas y galletas tipo crackers, productos de panadería, cereales de desayuno, productos a base de patatas fritas y patatas fritas).

Estos Folletos de Acrilamida van dirigidos a las industrias alimentarias y proporcionan herramientas eficaces para evitar la formación de dicho contaminante, así como las pautas necesarias para ponerlas en práctica, en un formato muy reducido fácil de leer.

La acrilamida es una amida que se forma al cocinar o procesar los alimentos a temperaturas elevadas, especialmente aquellos que contienen almidón. La acrilamida se encuentra clasificada como “probable cancerígeno para los humanos” (categoría 2A), en base a los estudios realizados con animales. En este momento no está claro que estos resultados pueden extrapolarse al hombre.

Tras el descubrimiento de la presencia de acrilamida en los alimentos en el año 2002, la Comisión consultó urgentemente al Comité Científico de los Alimentos (SCF) para evaluar el posible riesgo para la salud pública. La conclusión fue que los niveles de acrilamida tenían que reducirse al nivel más bajo que sea razonablemente alcanzable (principio ALARA), aunque se necesitaban más datos y clarificar las implicaciones de la acrilamida en seguridad alimentaria.

La CIAA, en estrecha colaboración con la Comisión Europea y las autoridades nacionales de los Estados miembros, desarrolló una “Caja de Herramientas”, que fue publicada en septiembre de 2006, con el objetivo de proporcionar pautas para disminuir los niveles de acrilamida en los alimentos (actualizada en febrero de 2009).

A partir de las conclusiones de esta caja de herramientas se han desarrollado estos folletos (actualizados en julio de 2009), específicos para diferentes sectores, en concreto para los productores de:

Galletas, galletas tipo crackers y tostadas

Productos de panadería

Cereales de desayuno

Productos fritos derivados de patata /snacks de patata

Productos fritos a base de patata y patatas fritas tradicionales

Share
  1. Sin comentarios aún.
Comentarios cerrados.